Vence tu miedo a hablar en público en 2 pasos

Para vencer el miedo a hablar en público vamos a tener que hacer dos cosas:   

1- Ampliar la zona de confort de tu mente 

2- Crear nuevas conexiones neuronales  

Actualmente, te encuentras en el círculo más pequeño de este gráfico. En tu zona de confort.

 

? ¿Qué es esto de la zona de confort?

 

Muchas personas entienden por “zona de confort” un lugar cómodo y agradable en el que se encuentra su mente. Pero eso no es necesariamente cierto. La zona de confort es todo aquello que tu mente conoce. Sea esto bueno o malo. 

Si tu estado habitual es una depresión, esa será la zona de confort de tu mente. Algo que ya conoce y controla. Una zona en la que no vaya a haber cambios y sucesos inesperados. Una zona en la que pueda mantenerte protegido y controlado, por muy dolorosa que esta pueda llegar a ser. ¿Me hago comprender?

 

En mi caso, “hablar en público” está dentro de mi zona de confort. Es algo que hago con regularidad y además disfruto haciendo. Por lo tanto, mi mente lo acepta y no lo percibe como una amenaza ni para mi seguridad ni para mí supervivencia.

 

En cambio para ti, que tienes miedo a hablar en público o que te pones nervioso por tener que hacerlo, “hablar en público” está fuera de tu zona de confort. En tu caso, “hablar en público”,  se encontraría en el círculo más amplio del gráfico. En la zona de “ÉXITOS”.

Por lo tanto, para llegar a esa zona deseada tendrás que pasar primero por los otros dos círculos. Es decir, por el MIEDO y por el APRENDIZAJE para convertirlo después en un ÉXITO.

Y ese es precisamente el trabajo que llevamos a cabo con el libro “Sin miedo y con arte” (ya disponible en Amazon https://lnkd.in/dsyhgHh)

 

? ¿Cómo se hace?

Creando nuevas conexiones neuronales que le digan a tu mente que hablar en público no es peligroso para ti. Y lo haremos con herramientas teatrales (a través del cuerpo) y con PNL (Programación Neurolingüistica) gracias al audio subliminal  que te haré llegar por email y que transformará tus creencias limitantes en nuevas creencias potenciadoras.

 

Cuando tu mente verifique, personalmente, que hablar en público no es peligroso para ti meterá el hecho de “hablar en público” dentro de su zona de confort.

Y dado que es tu mente y no tu razón la que decide lo que es bueno o malo para ti, te voy a explicar brevemente cómo funciona:

Tu mente tiene un único objetivo. Mantenerte con vida. PROTEGERTE. Y para lograr ese objetivo tu mente se pasa el día entero buscando problemas. ¿Para qué? Para evitarlos o para darles una solución antes de que sea demasiado tarde.

 

¿Qué ocurre? que en su obsesión por protegerte, tu mente también se inventa muchos problemas. Y en ocasiones te llena de miedos y preocupaciones sobre situaciones que nunca tendrán lugar.

 

 

Tu mente además tiene una característica: 

Trabaja con la ley del MÍNIMO ESFUERZO. Procura ahorrar energía. 

Para ello, graba en el subconsciente información que considera importante para que reacciones en automático ?  cada vez que te encuentres en esa misma situación o en otra similar. De esta manera, no tiene que tomar tantas decisiones y ahorra energía. ¿Comprendes lo que eso significa?

 

Significa que el 90% de tu día estas reaccionando en automático, con patrones preestablecidos en tu mente, como un automata, sin tomar decisiones conscientes ni utilizar la razón.

Simplemente reaccionas. ?‍♀️

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.